El VLT sigue dando frutos: Antares

Por: Esteban J. Andrada
Integrante de Achernar - Difusión de la Astronomía

Antares es una de las estrellas más grandes que se conocen, ubicada en la Constelación de Escorpio, en las noches de invierno, bien alta en el cielo (En el Hemisferio Sur, hay momentos que alcanza casi el cenit o "justo arriba del observador"). Una estrella que llama la atención por su rojo tan peculiar observada a simple vista.

El Very Large Telescope del ESO, un instrumento único que suma la luz de cuatro telescopios para crear una imagen con un gran nivel de resolución óptica, logro recopilar información sobre la naturaleza de Antares.
La imagen de la supergigante roja es la más detallada hasta la fecha de una estrella fuera de nuestro Sistema Solar, señalan los autores del estudio publicado en la prestigiosa revista Nature.

Esta estrella, ubicada a unos colosales 550 años luz de la Tierra, tiene una gran masa: 12 veces mayor que la de nuestro Sol, y no solo eso, tiene un diámetro 700 veces más grande que nuestro Sol. Pero a esta colosal estrella, le espera un "gran final".
Como todas las estrellas en el universo, en el cual todo tiene un principio, una vida, y un final, Antares se está reduciendo a gran velocidad: gradualmente pierde material a medida que se expande hacia afuera en su última fase de vida, antes de convertirse en una supernova que estallará liberando su gas en una gran explosión final.

Antares, por el VLT


Con las imágenes captadas por el Very Large Telescope, los astrónomos trazaron el primer mapa de velocidades del material en la atmósfera.
Este mapa mostró turbulencias inesperadas que no pueden explicarse por procesos habituales como la convección de corrientes, es un proceso totalmente diferente, cuyas reglas aún se desconocen.
Según cálculos, la explosión de esta estrella puede suceder en unos 100.000 años aproximadamente, siendo observable a simple vista, e incluso de día.

El VLT estudia el comportamiento de Antares


Lo sabemos... usted piensa lo mismo que nosotros y le gustaría verla en forma de supernova, pero... así son los "tiempos del Universo"