Comienzo de la actividad solar en 2014

Una tormenta en nuestro Dol (de 1.392.000 km de diámetro) con una llamarada de rayos X, superó el nivel fuerte X1.2 a las 18:32 TU, del 7 de enero, informó la Agencia Oceanográfica y Atmosférica de Estados Unidos.

La llamarada se produjo desde la activa región del ecuador del Sol, la cual se observa como una de las manchas más grandes y activas de los últimos tiempos.

Se registraron ráfagas de ondas de radio de 10 centímetros, capaces de alterar las comunicaciones, radar, GPS y sistemas de satélites y electronicos. Ademas, una tormenta geomagnética fuerte puede afectar las redes eléctricas de vastas zonas, produciendo un colapso de centrales de energia.

El choque del plasma solar con el campo magnético terrestre, causa que las partículas cambien de polaridad y generen las coloridas auroras boreales y australes. Se estima que se observan a bajas latitudes, por ejemplo en ciudades como Nueva York en el hemisferio norte.

NOAA alertó que a las 22:42 T.U, una tormenta de radiación moderada (S2) en curso para el 8 de enero, que tiene riesgos para la salud de los pasajeros de aeronaves en altas latitudes, y de satélites.

El 4 de enero al igual que el 8 de Enero se registraron tres eventos moderados (M), y el día 2 de enero, 2 eventos de clase M. El equipo de NOAA, a su vez registró la primera tormenta geomagnética del año entre el 1 y 3 de enero, de características leves. La segunda estaría en curso.